Seguimos apoyando el proyecto de becas comedor de la Cruz Roja.

Dentro de su compromiso de apoyar a los colectivos más vulnerables, ayudando a cubrir sus necesidades básicas, Fundación Áurea ha puesto énfasis en las necesidades de l@s niñ@s y jóvenes, de la mano de entidades como Cruz Roja con la que lleva muchos años colaborando.

Esta colaboración se materializa en el apoyo al proyecto de becas comedor, clave para que estos niños en condiciones desfavorecidas puedan mantener una alimentación adecuada y así ayudar a cubrir sus necesidades nutricionales. Estas ayudas se realizan en la etapa de educación primaria y también la etapa de secundaria, pues sigue siendo una necesidad a cubrir para muchos adolescentes.

En el proyecto de Becas Comedor de Primaria se cubre la cuota del comedor escolar (total o parcialmente) para que estos niñ@s puedan disfrutar de una comida saludable y de calidad al día. Se cubre tanto el sistema presencial de becas comedor escolar en época lectiva como los períodos no lectivos de Semana Santa y verano mediante la entrega de tarjetas monedero de prepago para cubrir el período de vacaciones escolares, con el objetivo de seguir garantizando esta alimentación adecuada durante las vacaciones escolares y, con ello, garantizar una alimentación adecuada dentro y fuera del entorno escolar.  Con estas tarjetas de prepago, las familias pueden adquirir alimentos frescos como frutas, verduras, carne y pescado y, así, mantener una dieta equilibrada.

En 2021 33 niños y niñas se han beneficiado de becas comedor de primaria, gracias a esta colaboración.

La situación de l@s jóvenes y l@ adolescentes en riesgo social se ha agravado con la pandemia, comportando efectos en su salud emocional y cambios en sus hábitos y comportamientos. Ante esta situación se hace imprescindible trabajar, también, en la prevención de conductas de riesgo, con un enfoque de futuro. El proyecto de Becas Comedor de Secundaria permite fomentar la igualdad de oportunidades y la inclusión social. La cobertura de la cuota del comedor en los institutos permite que l@s jóvenes más vulnerables puedan disfrutar de una comida al dia de calidad y saludable. Al mismo tiempo, facilita trabajar en un refuerzo socioeducativo en horario de tarde en el mismo centro.

Fruto de esta colaboración, en 2021, 48 jóvenes se han podido beneficiar de estas becas.

Estas ayudas se han mantenido, también, a lo largo de 2022 permitiendo consolidar esta labor de Cruz Roja que no sólo asegura una cobertura de las necesidades básicas como la alimentación de los niñ@s y jóvenes, sino que, además , facilita trabajar de forma transversal con las familias, facilitando la recuperación de su situación, trabajando en otras áreas como la ocupación laboral, la salud o la educación.